Menú

Buscar


La insistencia de colonizarnos

Como sabemos, España ya no posee título imperial, pero tiene carácter imperialista, al igual que Estados Unidos
Internet

26/05/2022 02:09 PM

Invitar a España a la Cumbre de la Américas ¿Para qué?

¿Qué van a decir? Será para reafirmar que a pesar de haber cometido el genocidio más grande de la historia reciente en nuestras tierras, que aún después de haber salido de su yugo, pretende confirmar Estados Unidos que “ha tomado el testigo” como imperio colonizador, para continuar el saqueo a nuestros Pueblos, ahora desde las formas de esclavitud moderna: explotación del trabajador y uso de nuestras riquezas en la región.

Por años, la Organización de Estados Americanos (OEA) y la Cumbre de las Américas han sido las herramientas para mantener un sistema de opresión sobre los Pueblos, que garantice su mano de obra barata y la materia prima para su industria.

Como sabemos, España ya no posee título imperial, pero tiene carácter imperialista, al igual que Estados Unidos. El presidente Nicolás Maduro, desde el Teatro Municipal de Caracas el pasado 24 de mayo, señaló: “La condena de exclusión de más de 25 gobiernos, convierte a la Cumbre de las Américas en la cumbre de la protesta contra la exclusión imperialista”. Además insistió en que: “El camino de América Latina y el Caribe es el de la unión, de la inclusión, de la diversidad, de la democracia, del derecho a todos los pueblos a manifestar sus propias opiniones y construir su propio destino”.

Por su parte, el primer vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), Diosdado Cabello, en su programa Con el Mazo Dando del día 25 de mayo, a propósito de la invitación extendida al presidente del gobierno español, Pedro Sánchez, indicó: “Me imagino que van a recordar las masacres contra los pueblos originarios, me imagino yo que debe ser parte del debate, y él escuchará todo y pedirá perdón en nombre del pueblo y del gobierno español, digo yo…”.

Años de despojo, violencia, daño, negación, anulación para despojarnos de nuestra identidad e imponer su lógica colonizadora, no han sido suficientes. Pero ya Latinoamérica no es la misma de hace 300 años. La invitación a España sólo es una evidencia clara que necesita apoyo externo para rescatar su carácter imperial dentro del continente; por eso no aceptan que países como Cuba, Nicaragua y Venezuela se sienten en la mesa, porque ya no están dispuestos al sometimiento que pretenden mantener a los países soberanos. 

AMELYREN BASABE / REDACCIÓN MAZO